Cabeceros

El diccionario  de la lengua española describe el cabecero como parte de la cama donde se ponen las almohadas y es que éste además, es una pieza fundamental del mobiliario de un dormitorio y como tal su  aportación estética es notoria y dará un toque personal a la habitación.

El cabecero es aislante, es decir, sirve para aislar la cama de la pared y, así, evitar que el frío llegue a la cabeza aportando una sensación de calidez. Protege la cabeza de posibles golpes con la pared, protege la cama y la ropa de cama, son útiles para evitar que se nos cuele la almohada en mitad de la noche y además protegen la propia pared.

Un cabecero es práctico porque puede utilizarse como respaldo para leer un libro o ver la televisión y finalmente como afirma el Feng shui un cabecero aportará mayor estabilidad a la pareja.

REF: ew // Stock: Disponible